Las especias en el gin tonic

514
Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0
image_pdf

Especias Gin Tonic

Todo gin tonic que se precie como tal, habrá de contener, evidentemente, tónica (lo que incluye su dosis de quinina y carbónico) y ginebra (con su alcohol y enebro). A partir de ahí, los gustos personales de cada cual, llevarán a pedir una copa que incluya diversos ingredientes. La lista es larga, pero entre los más populares no se pueden dejar de nombrarse hierba de limón (lemongrass); cortezas de lima, limón, naranja, pomelo o dragonfly; hojas de menta; pimienta negra; jengibre o nuez moscada. Perfecto. Ya sabemos que especias utilizar… ¿nos apuntamos ahora algunos consejos acerca de cómo utilizar cada uno de ellas?.

Empecemos pues con la hierba de limón, que habrá de ser vertida en la ginebra después de pelada, cortada en finos tallos y troceada. Su uso aporta un potente aroma a limón…incluso superior al que nos dará la propia corteza del limón.

El segundo ingrediente de nuestro listado es la corteza de cítrico.  Aquí, dependiendo del gusto personal de cada cual, limón –más ácido–, naranja –más dulce– o pomelo, –más amargo–,  se usará uno u otro El dragonfly, por su parte, nos proporcionará un toque fresco más balsámico a nuestra bebida.

¿Y el jengibre? Pues lo primero de todo será saber que tendremos que comprarlo fresco (lo secaremos nosotros mismos y lo rallaremos justo antes de servirlo). Se empleará en dosis pequeñas, usando tan sólo una pizca. En la copa nos dará un toque seco, más especiado y picante.

A continuación toca hablar de la pimienta, que podrá ser negra, verde o jamaicana. Con sólo dos granos por gin tonic, que serán aplastados contra los hielos antes de echar el líquido, se conseguirán reforzar los toques picantes que, ya de por si, lleva la ginebra.

¿Y qué decir de la hoja de menta o la nuez moscada? Pues que la primera, con sólo emplear una hoja, permite reforzar los matices balsámicos presentes en algunas ginebras. Y por lo que respecta a la nuez moscada, de la que sólo se añadirá una pequeña porción de ralladura, permitirá reforzar esos tonos primaverales y de frescor que percibe el paladar en cada sorbo de gin tonic.

Mas Información: El Gin Tonic perfecto.

 

 

Blog de Lopez Ortega: #JamonLovers

image_pdf
Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

No hay comentarios

Dejar respuesta