10 consejos para comer en la oficina

647
Share on Facebook0Share on Google+2Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn4
image_pdf

10 consejos para comer en la oficina

Con los recortes y la crisis cada vez hay más gente que tiene que, al mediodía, ha tenido que prescindir de tirar de restaurante y tiene que comer en la oficina. Si éste es tu caso, no estaría de más que tuvieras en cuenta. Así esa comida podrá ser un momento de agradable convivencia entre compañeros… y no otra cosa.

 

No abusar del volumen del sonido del televisor

Algunos centros de trabajo disponen de televisor en la sala de comidas, a fin de hacer más agradable y ameno el almuerzo al trabajador. Si es el caso, mejor será recordar que no estamos en casa y que un volumen excesivamente alto puede molestar.

 

Socializa

Comer en la oficina, Socializa

El almuerzo es un buen momento para entablar conversación con los amigos de la oficina. Eso sí, mejor de lado los temas laborales.

 

Mejor no almacenar comida en el frigorífico de la oficina

Mejor no almacenar comida en el frigorífico de la oficina

Es muy probable que el frigorífico que nuestros jefes nos han facilitado para que podamos conservar nuestra comida, no sea precisamente el más potente y eficaz del mercado. Por esta razón, a no ser que tu plan sea dejar que tus alimentos fermenten dentro del frigorífico, lo mejor será tener en ellos tan sólo la comida del día…o poco más.

 

Respeta las comidas de otros

Respeta las comidas de otros

Al igual que en tu casa abroncas a la persona que se comió ese pedazo de torta de chocolate que dejaste, alguien en la oficina querrá hacer lo mismo si es que su taper de comida aparece abierto pues no pudiste con tu curiosidad de ver qué le habían mandado. Peor aún si es que el taper desaparece.

 

No hacer ruido mientras se come

Esta es una regla elemental de educación, que sirve para todo momento y lugar… y que no todo el mundo cumple: come con la boca cerrada y sin emitir ruidos.

 

Mejor abstenerse de llevar comidas con olores fuertes

¿Se te antojó un sándwich de huevo duro y quieres llevarlo a la oficina? Mejor piénsalo dos veces pues no es agradable para nadie enterarse de lo que tienes para almorzar siguiendo su olfato.

 

Procura no comer delante del ordenador

Procura no comer delante del ordenador

Aparte de obviar el hecho de que se nos puede caer algún líquido sobre el teclado o, peor aún, la unidad CPU, no será la mejor manera de desconectar nuestra mente.

 

Lava los utensilios comunes que has utilizado

Lava los utensilios comunes que has utilizado

¿Verdad que no te gustaría ir a coger una cucharilla para remover tu café y comprobar que está sucia? Pues a los demás tampoco. Es una falta de respeto a los demás compañeros dejar cubiertos y utensilios de cocina de uso común sin lavar. Recuerda que a nadie le gusta lavar lo que los otros han dejado.

 

Y lo mismo vale para el lugar en el que comes

Mientras se come, es normal que caiga algo sobre la mesa. No sólo restos de alimento. También grasa. Así pues, no basta con recoger las migas. Hay que asegurarse de retirar los restos de grasa que hayan podido quedar.

 

No olvidar recoger lo que pudiera caer al suelo

No olvidar recoger lo que pudiera caer al suelo

 

 

 

Blog de Lopez Ortega: #JamonLovers

image_pdf
Share on Facebook0Share on Google+2Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn4

No hay comentarios

Dejar respuesta